Nuevos recubrimientos superficiales permitirán purificar el interior de los edificios

El Instituto de Tecnología Cerámica (ITC) participa en el proyecto AMBICOAT, una iniciativa coordinada por el Instituto Tecnológico del Plástico (AIMPLAS) que persigue la purificación del interior de los edificios gracias a la aplicación de recubrimientos avanzados.

Y es que se estima que actualmente la contaminación existente en ambientes interiores es de dos a cinco veces mayor que en el exterior, lo que puede afectar al estado de salud de las personas.

Para combatirlo, están surgiendo diferentes tecnologías innovadoras purificantes del ambiente interior, capaces de remediar los efectos de muchos contaminantes dañinos.

Dentro de estos contaminantes, el que ha despertado mayor interés en los últimos años, por su impacto en espacios interiores, es el formaldehído. Esta sustancia produce irritación de los tejidos cuando entra en contacto directo con éstos e incluso existen estudios que han encontrado casos de cáncer en nariz y garganta (cáncer nasofaríngeo) en personas expuestas a ciertas cantidades de formaldehído en el ambiente del trabajo. En este sentido, la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) y la EPA han determinado que el formaldehído es probablemente carcinogénico en seres humanos.

Las soluciones desarrolladas hasta ahora están basadas en dióxido de titanio (TiO2), aunque su principal problema es que requiere de radiación ultravioleta para su activación, por lo que no son eficientes en ambientes interiores en los que los cristales actúan como filtro de esta radiación.

Para buscar una solución a este problema y mejorar la calidad de vida y la salud de las personas, y bajo la coordinación de AIMPLAS, el Instituto Tecnológico del Plástico, se están desarrollando actualmente recubrimientos para la purificación del aire en ambientes interiores. Concretamente, se trata de recubrimientos con aplicación en suelos, mobiliario, pintura decorativa, composites y cerámica basados en compuestos organometálicos porosos (MOFs) que permiten fotodegradar el formaldehído.

Estas investigaciones se enmarcan en el proyecto AMBICOAT, financiado por el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades dentro de la convocatoria Retos Colaboración 2017. Concretamente en el Reto 5: Acción sobre el cambio climático y eficiencia en la utilización de recursos y materias primas.

AMBICOAT está coordinado por AIMPLAS e integrado por cinco socios más: la Universitat de València (ICMOL, MatCo) se encargará de sintetizar los compuestos organometálicos, MOFs, y poner en marcha una nueva empresa (Spin-off) para suministrar MOFs a los socios industriales; AIMPLAS desarrollará el método de dispersión de los MOFs en resinas líquidas, junto a las empresas OMAR COATINGS y PECTRO, que formularán los diferentes recubrimientos para las distintas aplicaciones.AIMPLAS e ITC aplicarán los recubrimientos. Por último, será la empresa KERABEN la que validará los desarrollos en demostradores reales, en los que ITC medirá la degradación de formaldehído de los recubrimientos fotocatalíticos diseñados en el proyecto.

Fuente: ITC







RUVID - Red de Universidades
Valencianas para el fomento de la
Investigación, el Desarrollo y la Innovación

C/Serpis, 29 · 2ª planta
Edificio INTRAS
46022 · Valencia · España
Tel: +34 96 162 54 61
ruvid@ruvid.org

©RUVID, Red de Universidades Valencianas para el fomento de la Investigacción, el Desarrollo y la Innovación
​Protección de datos ​Política de cookies