Más de 200 muestras de PCR se analizan diariamente en empresas del Parc Científic de la Universitat de València

La reacción en cadena de la polimerasa (PCR, en sus siglas en inglés) es una prueba rutinaria para diagnóstico y para investigación de microRNAs que las empresas EpiDisease, IMEGEN y Seqplexing incluyen desde hace años en su oferta de servicios. Sin embargo, la pandemia de COVID-19 ha dado a esta técnica un valor clave en tanto en cuanto es el método más eficaz para detectar la presencia del virus Sars-CoV-2 en humanos.

“Venimos ofreciendo este servicio de diagnóstico desde el mes de mayo”, recuerda Ángela Pérez, CEO de IMEGEN, quien añade: “No solo eso, pues además fabricamos los kits de diagnóstico para llevarlas a cabo”. De hecho, la empresa valenciana, instalada en el Parc Científic de la Universitat de València desde hace más de una década, ha sido seleccionada por el Ministerio de Sanidad, a través del Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (INGESA), para el suministro de kits para la realización de PCR en la mayoría de comunidades autónomas. “A pesar del ofrecimiento, aún seguimos esperando que la Conselleria de Sanidad cuente con los servicios de las empresas del Parc Científic”, lamenta.

Diariamente en sus instalaciones en Paterna llevan a cabo el análisis de entre 100 y 200 muestras, a las que han de sumar las que realizan en su laboratorio de Málaga y en breve llevarán a cabo también en el aeropuerto de esta localidad andaluza, donde acaban de concederles la concesión.

“De momento, trabajamos con empresas, cuyas muestras recoge una enfermera en sus centros de trabajo, y con particulares que acuden aquí”. De cada 10 PCR, 7 se realizan con muestras nasofaríngeas. “Las de saliva se las tomamos a niños y personas que no tienen fácil movilidad”, explica Greta Carmona, responsable del desarrollo de test COVID-19 en IMEGEN.

Una nueva carta de servicios

EpiDisease ha sido reconocida por los Premios Paterna Ciudad de Empresas como la compañía que de manera más significativa se ha transformado y adaptado a la COVID-19. “La llegada de la pandemia supuso una brusca interrupción de nuestra investigación en torno al desarrollo de un kit de diagnóstico in vitro basado en marcadores epigenéticos que se determinan mediante PCR. Aprovechando el conocimiento y experiencia que tenemos en esta técnica de diagnóstico molecular, decidimos integrarnos en un consorcio de empresas -Alianza COVID19- para el diagnóstico del nuevo coronavirus, siendo nuestro laboratorio el núcleo en la Comunitat Valenciana”, indica su director científico, José Luis García.

Junto con la Universitat de València han llevado a cabo la equipación de un laboratorio en el Parc Científic que cuenta con un robot automatizado de extracción de RNA y una máquina PCR, que permiten analizar 1.200 muestras diarias. “La instalación está capacitada por el Instituto de Salud Carlos III, dependiente del Ministerio de Ciencia e Innovación, para que preste apoyo a la Generalitat en el análisis de pruebas procedentes de los hospitales valencianos. Además, somos centro de diagnóstico genético y microbiológico autorizado por la Conselleria de Sanidad. Con todo, el volumen de muestras que analizamos proviene de empresas y particulares y vienen a ser unas 25 al día de media”, explica Eva García, responsable técnica de EpiDisease.

En esta empresa el grueso de las muestras son de saliva. Trini Alberola, responsable de laboratorio de EpiDisease, subraya que la principal ventaja de este tipo de muestra es que no requiere la intervención de personal sanitario, puesto que la persona que se realiza la prueba tan solo debe salivar, depositarlo en un bote estéril -que puede adquirirse en cualquier farmacia- y enviar la muestra al laboratorio. Eso sí, para garantizar su mayor sensibilidad debe tomarse a primera hora de la mañana, en ayunas, sin haber bebido agua, sin fumar y sin haber utilizado colutorios.

Identificación de la cepa

Es el tipo de muestra con el que en estos momentos trabajan también en la empresa Seqplexing. La biotecnológica fue acreditada en noviembre como laboratorio de microbiología y desde entonces cuenta con tres profesionales en plantilla dedicadas a este servicio de PCR.  “El número de muestras diarias varía según la evolución de la ola en la que nos encontramos. Si bien este mes de enero llegábamos a analizar entre 30 y 40 muestras diarias, ahora estamos trabajando sobre unas 20 al día”, detalla Carmen Ivorra, directora científica. “Estamos en proceso de desarrollo de un kit que además identificara si la cepa es la variante británica o surafricana”, avanza.

La prueba de diagnóstico mediante PCR que realizan estas tres empresas puede detectar en el mismo día la presencia de un fragmento del material genético del Sars-Cov-2 en la muestra nasofaríngea o bucal. “Si tomamos la muestra antes del mediodía, por la tarde disponen de los resultados”, aseguran las tres biotecnológicas.

Fuente: PCUV







RUVID - Red de Universidades
Valencianas para el fomento de la
Investigación, el Desarrollo y la Innovación

C/Serpis, 29 · 2ª planta
Edificio INTRAS
46022 · Valencia · España
Tel: +34 96 162 54 61
ruvid@ruvid.org

©RUVID, Red de Universidades Valencianas para el fomento de la Investigacción, el Desarrollo y la Innovación
​Protección de datos ​Política de cookies