La gestión de la diversidad en la dirección de las empresas es clave para la competitividad

Anabel Fernández-Mesa y Ana García-GraneroUn equipo de investigación liderado por las profesoras de la Universitat de València (UV), Ana García-Granero y Anabel Fernández-Mesa, ha publicado en la revista Long Range Planning un trabajo sobre el efecto de la heterogeneidad de los equipos directivos en las decisiones estratégicas de la empresa, que desvela que la gestión de la diversidad es clave para la competitividad.

El trabajo ha contado con la colaboración de 780 directivos de empresas españolas de más de cincuenta trabajadores. Junto a las profesoras García-Granero y Fernández-Mesa, adscritas al Departamento de Dirección de Empresas Juan José Renau Piqueras de la Facultat de Economía, han participado en la investigación Justin Jansen, catedrático del Departamento de Estrategia y Emprendimiento de la Universidad ERASMUS de Rotterdam y Jaider Vega-Jurado, profesor de gestión de la innovación en la Escuela de Negocios de la Universidad del Norte (Colombia)..

Según explican las investigadoras “es bien sabido que combinar estrategias encaminadas hacia la consecución de la competitividad empresarial a corto plazo (por ejemplo, tratar de producir más eficientemente con los mismos recursos) y largo plazo (por ejemplo, invertir en innovación o estudiar formas de internacionalizarse en el futuro) es necesario para la supervivencia”. Por esta razón, añaden, “es de crucial importancia que la alta dirección sea ambidiestra, es decir, que implemente ambas estrategias simultáneamente”.

En el estudio, se muestra que en un equipo directivo compuesto por personas que tengan experiencia en llevar a cabo funciones distintas (por ejemplo, una persona especializada en finanzas, otra en marketing y otra en I+D) será más propenso a llevar a cabo estrategias ambidiestras. Sin embargo, un equipo directivo cuyos miembros tengan edades muy diversas implementará acciones más encaminadas hacia una de las dos estrategias, debido a la creación de estereotipos y a la división en el grupo, lo que pondrá en peligro la supervivencia de la empresa.

Ciertas formas de gestionar el equipo, como son la confianza que transmite la dirección general a su equipo o su capacidad para delegar de responsabilidades, también afectan a la consecución simultánea de estrategias de exploración y explotación en la empresa. “El estudio muestra que, aunque los equipos directivos diversos en términos de edad no sean propensos a realizar estrategias ambidiestras, sí lo son si en el equipo se comparten responsabilidades, ya que los estereotipos disminuyen y se llegan a acuerdos que garantizan la implementación simultánea de estrategias a corto y largo plazo”, explican las investigadoras. Además, según han podido observar, “si la dirección general confía en el equipo y se lo hace notar, la diversidad en funciones favorecerá la implementación de estrategias de explotación y exploración al mismo tiempo”. El estudio concluye “que es necesario investigar la combinación óptima de distintos tipos de diversidad en los equipos de dirección, así como sus procesos de gestión, con el fin de conseguir que las empresas sobrevivan”.

Referencia bibliográfica

AnaGarcía-GraneroAnabelFernández-MesaJustin J.P.JansenJaiderVega-Jurado. Top management team diversity and ambidexterity: The contingent role of shared responsibility and CEO cognitive trust. Long Range Planning.

Fuente: UV







RUVID - Red de Universidades
Valencianas para el fomento de la
Investigación, el Desarrollo y la Innovación

C/Serpis, 29 · 2ª planta
Edificio INTRAS
46022 · Valencia · España
Tel: +34 96 162 54 61
ruvid@ruvid.org

©RUVID, Red de Universidades Valencianas para el fomento de la Investigacción, el Desarrollo y la Innovación
​Protección de datos ​Política de cookies